Los nuevos modelos de negocio de Iwata y los smart-paratos

En una revelación totalmente impactante para absolutamente nadie, Nintendo ha anunciado que no cumpliría sus ridículas previsiones respecto a la venta de 9 millones de WiiUs a lo largo del año fiscal y las ha recortado en un 70% en un movimiento que hubiera sido mucho menos impactante y mediático si se hubiera hecho escalonadamente desde que se anunciaron las estimaciones. Pero esas no son las malas noticias: lo realmente sangrante es que la parte más sana del negocio de Nintendo, 3DS también ha visto notablemente reducidas sus previsiones tanto en venta de hardware como de software.

Tras anunciar estos resultados, Iwata en vez de dimitir ha hecho lo que se le da mejor hacer: disculparse. Tras tres años consecutivos de pérdidas, no hay mucha posibilidad de que los inversores simplemente acepten las disculpas especialmente cuando pasas de predecir un beneficio de tres cifras en billones de Yenes a una pérdina de -25. Así que para agradarles un poco los oídos ha hablado sobre nuevas estrategias en lo tocante a los modelos de negocio. Esto ha levantado las alarmas de la los fans de internet dado que ha sido la primera vez que hemos visto a la Iwata mencionar la idea de productos Nintendo en Smartphones. También ha hablado de flexibilizar los precios y hacer que el precio de entrada a los productos de la compañía sean más bajos. Todo esto ha hecho que muchos se tiren de los pelos al grito de “¡Mario en Smarphones! ¡Microtransacciones! ¡Nintendo es la nueva Square Enix!”.

Personalmente creo que esta lectura es algo superficial facilita una reacción excesiva. Así que antes de poneros el lazo en el cuello y darle una patada a la silla por no poder soportar la mera idea de Paper Mario: All the Bravest os recomiendo que echéis un ojo a cómo yo me planteo este asunto.

El primer motivo de peso que considero para que no haya que alarmarse ante la idea de Mario, Pokémon y compañía convertidos en shovelware telefónico es que Iwata es un mentiroso compulsivo. Iwata a mentido a los inversores de forma constante. ¿Os acordáis de cuando dijo que habían apredido de los errores de Gamecube y que Wii no tendría tantas sequías de juegos?¿Y de cuando dijo que habían aprendido de Wii y que por ello 3DS no tendría sequías de juegos?¿Y de aquella vez en la que dijo que habían aprendido de 3DS y que WiiU…? supongo que se ve por dónde van los tiros.

Reggie maneja la información de forma bastante distinta y dejó claro que la estrategia de Nintendo era usar aplicaciones para teléfono que acompañaran a sus lanzamientos en su hardware propietario. Esta idea es algo que Sony lleva haciendo bastante tiempo y que puede ser muy beneficiosa para Nintendo. Mientras los inversores piden que Nintendo ponga sus viejos juegos o simplemente lance sus potente propiedad intelectual en dispositivos móviles, Nintendo ha tirado por peteneras y se ha planteado una opción que no pone en riesgo la Consola Virtual (en la que el dinero generado por los juegos va directamente a su bolsillo, sin tener que pagar al propietario de la app store) y que no diluye el valor de las marcas como ocurriría si lanzaran sus gama entera en tabletas o teléfonos.

En lugar de eso lo que harán es crear software que trate de explicar porque cada juego que lanzan es interesante, dejándoles interactuar con algunos elementos o conceptos del mismo y cuya cada partida seguramente termine con un anuncio del juego y refiera al usuario a la plataforma de Nintendo en la que está disponible. Otro elemento que resultará familiar a los que tengan 3DS y WiiU y que creo que tiene muchas posibilidades de volver para estos programas es el número de usos: yo esperaría encontrarlos de forma bien escasa para evitar que el atractivo de estas publi-apps termine por canibalizar el producto que promociona.

No creo que haya mucho por que alarmarse. Probablemente estas apps sean completamente inocuas al enfoque de Nintendo en los productos que se ejecutan únicamente sobre su hardware. De hecho es muy probable que incluso estas apps sean gratis (para desolación de los inversores, una vez más) o tengan un precio que sea casi simbólico.

Hablando de precios, la segunda parte del comentario que ha hecho Iwata iba sobre eso mismo. Considero esta parte mucho más interesante y que creo que va a tener una repercusión mucho más importante para nosotros, los usuarios, y la dirección que Nintendo tomará en general:

We must take a skeptical approach whether we can still simply make game players, offer them in the same way as in the past for 20,000 yen or 30,000 yen, and sell titles for a couple of thousand yen each.

O en cristiano standard:

Debemos mantenermos escépticos respecto a si podemos continuar haciendo consolas y ofrecerlas de la misma forma que antes por 20,000 o 30,000 yenes [NdT 250 y 300 euros aprox.] y vender juegos por un por un de miles de yenes cada uno.

Esta cita me parece extraordinaria porque abre un abanico de opciones muy interesantes. Pero antes de lanzarme a fantasear sobre las consecuencias que este tipo de filosofía puede tener hay que tener en cuenta que esto es algo que va especialmente dirigido a los inversores, por lo que el hecho de que Iwata esté retorciendo la realidad, ocultándola o simplemente inventándose algo para salir del paso son igual de altas que siempre. Podría perfectamente responder a los inversores que le pregunten sobre esta cuestión hablándoles del juego Free to Play que Nintendo lanzara este año natural (Steel Diver Subwars) y de cómo ese producto representa un acercamiento a dicho enfoque.

Lo que me resulta más llamativo de esto es que el plantearse la política de precios no es algo que hubiera sido muy solicitado por los inversores hasta donde yo tengo conocimiento. De hecho contrasta enormemente con la respuesta que había dado Nintendo a la solicitud de muchos miembros del mundo empresarial a lanzar juegos en Smartphone. Nintendo comentaba que lanzar juegos en rangos de 0,75 a 5 USD dañaba la percepcion de la marca y que ellos ofrecen un servicio de juegos “premium” en el que cada euro pagado se translada a gran calidad y cantidad de contenido, y dado que los juegos de Nintendo son considerados excepcionalmente buenos por ellos mismos, no había motivos para lanzar ninguno por debajo de la cifra de 30 USD.

Este discurso se ha mantenido de forma muy consistente en Nintendo y es la respuesta que se ha dado a los precios de versiones descargables de juegos vendidos también en tienda (“el juego es el mismo así que el contenido se vende al mismo precio”) y a la inamovilidad de precios de juegos lanzados por la compañía que mantiene los juegos de lanzamiento de la vieja DS en unos sorprendentes 35 o 40 euros.

Más chocante es todavía que lo primero que menciona respecto a ajustes de precio sean las consolas en si mismas. Parece que Iwata se acaba de dar cuenta de que cuando todo el mundo tiene un dispositivo móvil en el que jugar, no hay motivos para comprar una consola dedicada si tu interés por los juegos no es suficiente como para pasar por un aro de 250/300 euros. El lanzamiento de 2DS y el discurso consecuente de “low the entry point” de Reggie confirman que esta idea no es nueva aunque se hable de ella ahora.

Sin embargo, parece que Iwata y Nintendo han llegado por fin a 2009 y han empezado a darse cuenta de que la accesibilidad económica de pequeños juegos en aparatos que la gente ya está inclinada a comprar es algo que debe hacerles plantearse algunas alternativas de negocio.

Esto no significa que Nintendo vaya a lanzar consolas de coste ultrabajo o que vaya a despiezar sus juegos para venderlos a precios que sean percibidos, significa que Nintendo se ha dado cuenta (o dice haberse dado cuenta) de que la gente está cada vez menos inclinada a pagar las cantidades que ellos proponen por jugar únicamente a los juegos que ellos producen con unos precios que bajan menos que el ego de Kaz Hirai.

Nintendo sabe que cuanto menor sea el parque de consolas instaladas, menor es la venta de sus juegos y a día de hoy el problema con WiiU es precisamente ese: la gente no quiere comprarla para jugar a 4 juegos y mucho menos a 250 o 300 euros. La gente no comparte la visión de Nintendo de que un juego descargado de una tienda en línea vale lo mismo que un juego que son capaces de controlar y conservar físicamente. Nintendo ha empezado a darse cuenta de que la gente sabe que invertir enormes sumas de dinero para jugar una irrisoria cantidad y variedad de juegos no es una buena idea.

Si Iwata va en serio con esto, podríamos empezar a ver más promociones y rebajas en sus juegos (especialmente en el apartado digital) y ver packs de juegos creados con criterios exóticos. Tambien es posible que veamos a las WiiUs en stock volver de vuelta a Nintendo para extraer el gamepad y poner en su lugar un el mando tradicional y una nueva etiqueta de precio, de la misma forma que las recuperó para crear nuevos packs y eliminar virtualmente el modelo básico de cara a la rebaja que hizo a finales de este año.

Pero si todo esto va en serio y Nintendo considera WiiU un problema muy grande, probablemente sea un indicador de que veamos juegos de Nintendo en plataformas con mayor base instalada que WiiU como forma para recuperar pérdidas y alejarse poco a poco del dispositivo para centrarse en 3DS mientras preparan una nueva sobremesa que lancen cuando el ciclo de vida de los nuevos dispositivos de sus competidores empiece a cerrarse. No me extrañaría ver algunos de los desarrollos de WiiU que aún están en el horno salir para una consola ajena a Nintendo en mejor forma que WiiU (esencialmente PS3/4) o, más posible, estar disponibles para ordenador vendidos directamente a través de Nintendo. Esto no significaría que dejarían de salir para la consola, pero sería una forma de transitar fuera de su plataforma y tratar de recuperar pérdidas mientras sus equipos se enfocan a la parte rentable de su negocio.

Esto último está bastante dentro de la ficción profunda: no solo hay que asumir que Iwata no está mintiendo como el bellaco que es, sino que además dejaría atrás su arrogancia de no querer salir de su propio hardware incluso cuando éste está sentándole fatal a la compañía. Creo que está dentro del reino de lo posible dadas las declaraciones, pero no lo consideraría probable.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s